google-site-verification: googleac1700d1e19b095b.html
 

Al encuentro de los coptos, I.


     Entre los años 1999 y 2004 tuvo lugar la restauración de la iglesia de los Santos Sergio y Baco del Viejo Cairo, una oportunidad que permitió a un equipo de restauradores españoles, además de contribuir a la preservación de la que se considera la iglesia con culto más antigua de África, entrar en contacto con los coptos, una minoría religiosa de significativa importancia en Egipto que fuera de sus fronteras es poco conocida.


     El proyecto, dirigido por José Sancho Roda y Antonio Sánchez-Barriga, en aquel momento miembros en activo del Instituto del Patrimonio Histórico Español , se encargó de la restauración integral de la iglesia y colaboró con los trabajos de drenaje del entorno de la fortaleza romana de Babylon que llevó a cabo USAID (United States Agency for International Development) y CWO. Existe un desconocimiento generalizado sobre los coptos, a pesar de que en los últimos años hayan tenido una mayor repercusión mediática por la situación política creada tras la denominada Primavera Árabe. Cuando se piensa en Egipto es lógico que se tenga como referente la cultura faraónica, pero trabajar en Abu Sirga puso al equipo español en contacto con ellos y su patrimonio cultural, algo que para un historiador del arte es de por sí muy gratificante, sino que como restauradores hizo que hubiera que enfrentarse a grandes retos profesionales. En relación a la dinámica de consulta y a la obtención de datos, la Primavera Árabe y la situación política derivada de ella en Egipto ha supuesto un obstáculo importante para el desarrollo de este trabajo y las visitas que se deberían haber realizado tras el estudio de 1999. Por otro lado, la inestabilidad política ha permitido que los medios de comunicación se hicieran eco desde entonces de hechos ligados a los coptos o a su patrimonio, que cur